Blogia
EL RADIOAFICIONADO PATITIESO

CARTA ABIERTA DEL GRUPO ARGENTINO DE RADIO TELEGRAFÍA, GACW

CARTA ABIERTA DEL GRUPO ARGENTINO DE RADIO TELEGRAFÍA, GACW

Por su interés, reproduzco este documento del Grupo Argentino de Radio Telegrafía, GACW, insertado en su boletín número 362, correspondiente al mes de diciembre de 2007.

Carta abierta de los coordinadores del GACW a las Autoridades Nacionales, Dirigentes y radioaficionados argentinos, sudamericanos y en general

Durante muchos años ha existido una controversia, respecto de las exigencias del conocimiento del código Morse, para recibir una licencia de aficionado con privilegios para operar en las bandas de OC (HF) que en la actualidad ha dado lugar a un vendaval de opiniones y criticas muy encontradas en el ámbito internacional y por ello deseamos dejar en claro nuestra posición mediante esta carta abierta.  

Comprendemos una buena parte de los argumentos, expuestos en diversos medios internacionales, con el objeto de derogar las exigencias de CW, pues existen otros modos de emisión y adelantos técnicos, como producto de la evolución digital de las comunicaciones, que bien implementados podrían resultar también materia de examen. De hecho, países muy desarrollados como el Canadá tendrían un programa de ingreso que no incluye el CW, y en cambio sus exámenes técnicos y reglamentarios son muy estrictos y restrictivos. Pero, no obstante ello, nos seguimos preguntando que exigencia va a reemplazar la capacidad de operar una estación de CW para emergencias?, escribir en un teclado?, mover un clarificador?, hablar frente a un micrófono?. Si en otros países tales como Inglaterra se decide seguir el mismo curso y en algunos sectores de América del Norte se propone lo mismo, argumentando el desarrollo de sus sociedades y sus mecanismos de control, que la edad promedio de los aficionados es muy elevada, (inducen a engaño diciendo que es de casi de 50 años), que la telegrafía esta matando el hobby, que la telegrafía esta desactualizada, que no concurre mucha gente a las ferias y es culpa de los exámenes de CW, etc., es posible que algunos sectores reaccionen de manera muy similar y sobretodo en lugares donde las organizaciones poseen dirigentes que no han dado prueba de su capacidad personal y técnica y si de actitudes discriminatorias para actividades minoritarias que no incluya el micrófono. 

Para entender correctamente las diferencias básicas de nuestra posición, queremos aclararle a aquellos que lo ignoran, que nuestras actividades tienen su origen en la Unión Internacional de Telecomunicaciones y su definición como el Servicio de Aficionados y por lo tanto, no obstante los mas recientes cambios tratando de acomodar su definición a la realidad que surge de su masificación, es incorrecto definirla como hobby, no obstante que muchos la utilicen y razonen como tal.  

Las mayorías, muchas veces manipuladas por intereses espurios, suelen adoptar resoluciones erróneas pero ajustadas a sus realidades y conveniencias. Acciones como estas pueden apartarnos de lo que el GACW define como el verdadero espíritu de la radioafición. Una actitud ajustada a principios y derechos, que difícilmente las mayorías podrían aprobar, porque resulta mucho mas fácil un camino de facilísimo que seguir los pasos adecuados, peldaño a peldaño, para lograr el espacio que nos merecemos en función de nuestras capacidades y conocimientos, donde aquel que construye con sus propias manos un viejo equipo de 6V6 por 6V6 oscilando a cristal y manipulado en cátodo o modulado en pantalla conectado a un LW, o aquellos otros que experimenta demodulando señales de TVBL (SSTV) o con equipos QRP, tiene los mismos espacios y derechos que otros con muchos kilovatios y sofisticación. 

Con todo el respeto que nos merecen, la revista CQ Magazine de USA, Icom, Yaesu, Kenwood, los boletines de DX y otros que pudieran presionar y reclamar mayor actividad, ellos no son la radioaficion, y si alguna de estas organizaciones desaparece alguna vez, nada nos pasará, seguiremos trabajando en nuestras bandas agudizando el ingenio para mantenernos en el aire cualquiera sea el modo que elijamos y su desaparición afectara muy poco a la actividad, o por lo menos, mucho menos de lo que la afectaría la desaparición de exigencias genuinas operativas como un examen de Morse. El GACW sostiene que los enormes desarrollos tecnológicos de las telecomunicaciones y de la tecnología de la información están acercando cada día mas a la humanidad, teléfonos celulares, teléfonos satelitales, la red Iridium, la TV directa al hogar, la red Internet y otros están llenando vacíos que fueron cubiertos por la radio con anterioridad y convocan mucho mas a los jóvenes por sus atractivos. Entonces, si están tan preocupados por la merma en sus ingresos, las Instituciones de todo el mundo deben jugar su verdadero rol, dedicándose a promover nuestras actividades en escuelas, imprimir libros y folletos, preparar cursos en cintas de vídeo y audio, y no acompañando procesos, como la supresión del Morse en los exámenes, que distan mucho de ser transparentes en su totalidad.  

GACW aplaude y señala como ejemplo las acciones emprendidas por el poco difundido Grupo de Alta Velocidad, compuesto por emprendedores aficionados argentinos que no se conforman con el uso del micrófono solamente, quienes pusieron en funcionamiento sus conexiones abiertas entre la radio y la red Internet que permite el intercambio de mensajes de nuestras bandas a las casillas de e-mail de todo el mundo y del grupo de aficionados de los municipios de A. Brown y L. de Zamora, quienes están altamente motivados en las comunicaciones de rebote lunar TLT (EME), obteniendo excelentes QSOs intercontinentales con elementos en desuso, o los aficionados miembros de la organización Site que buscan inteligencia extraterrestre mediante la escucha de determinadas bandas. Estos pequeños grupos de aficionados con una actitud técnica profesional, con poca vinculación institucional, nos marcan el camino del cambio utilizando el conocimiento y no aquel otro que solamente simplifica, suprime, elimina y destruye lo que no alcanza a comprender porque no sabe o no entiende. Por esto mismo, hace 21 años, la otrora actitud discriminatoria que existía en los clubes nos obligo a la formación del GACW. Entendemos que en la actualidad todo nuestro ámbito se ha beneficiado de una y otra forma con la delegación de funciones en los clubes y los exámenes de CW y deseamos remarcar esta situación y poner a salvo el nombre de los dirigentes e instituciones empeñadas en compartir, mejorar y participar del desarrollo. Hemos superado la cifra de 500 miembros adherentes, algunos vecinos nos han comprendido y chilenos, uruguayos, paraguayos, peruanos, españoles, mejicanos, italianos, brasileños y hasta un kwaiti se han sumado a las legiones de Don Samuel y estamos deseosos de continuar en este camino de integración y que no se nos discrimine solo porque somos en esencia un poco solitarios y no usamos el micrófono muy frecuentemente ni concurrimos muy asiduamente a los clubes excepto a para retirar nuestras tarjetas.  

El GACW no presenta una oposición sistemática y sin razones frente a aquellos dirigentes que están deseosos de eliminar los exámenes de CW, solo nos preocupa que algunos de ellos, y los mas relevantes en materia nacional, no adopten una actitud equilibrada y equidistante de los extremos, ya que estaríamos mucho mas tranquilos si cada uno de estos estuviera en condiciones de definir verbalmente la ley de Ohm y demostrar gráficamente su verificación, que pudiera demostrar su capacidad operativa ante una estación de comunicación satelital de aficionado, que demuestre de manera practica su capacidad para efectuar soldaduras adecuadas en un equipo de UHF o tal vez que practique el armado y soldado de un conector DB25, entre tantas cosas que un aficionado debería estar en condiciones de hacer antes de ostentar un cargo directivo de trascendencia, para que estemos seguros que, por lo menos, aunque no participe de nuestro pensamiento tendría una base de conocimientos técnicos, puesto que los reglamentarios son mas fáciles de adquirir, que le permitiría dirigir los destinos de nuestras asociaciones nacionales con equidad.  

En síntesis, pueden hacer lo que quieran, sigan destruyendo, ampliando la BC, suprimiendo, masificando, sigan olvidándose que la única razón de nuestra existencia es la experimentación, pero háganse responsables de ello para que la historia los pueda señalar y sepan que nosotros los telegrafistas seguiremos existiendo por muchos años mas, mucho mas que los impostores nacionales e internacionales que solo están en nuestro Servicio de Aficionados transitoriamente.  

ARGENTINA, Julio de 1999.Los coordinadores del GACW: Alberto U. SILVA, LU1DZ - Raúl M. DIAZ, LU6EF - Jorge F. VRSALOVICH, LU7XP  

Más información en: http://gacw.no-ip.org/.  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres